Sandra Corredera Art story

Posted by on / 0 Comments

«¡Existo!» Este es el grito que escucho de estas pinturas. «Amo la vida, soy la vida». Los trazos simples y marcados actúan como un escenario para la danza de los colores: fuerte, intenso.
El amor y el odio, la pasión y la ternura se alternan día y noche: le dicen a la vida, la que no se puede cerrar en un cajón.

El arte, mucho más que las palabras, puede decir de qué estamos hechos. Así como la sonrisa de un niño es apreciada por su pureza, el arte en su expresión más primitiva y menos construida impregna y comunica nuestro ser.

Estas pinturas son una danza alrededor del fuego y quiero bailar.

© All images are property of the artist and can’t be reproduced without consense.